• Facebook
  • Twitter
  • YouTube
  • 666 81 17 38

Detalles de la actividad

Cuenca del Guadalix - Atalaya del Molar

Un canal, que enlazaba las aguas del Azud del Mesto, con el Canal Bajo. Entro en servicio, en 1906, debido a las pérdidas de agua que sufría la Presa del Pontón de la Oliva, mientras se Construía el Embalse del Villar, para aliviar las carencias de Agua de la Capital de Madrid. Tiene 4 m de altura y está construido en sille­ría de piedra caliza. El agua se capta­ba mediante un sistema de compuertas para conducirla hasta el Sifón de Guadalix.

Es un entorno de gran belleza dominado por el río y por la ve­getación que en esta zona cuenta con una gran densidad hasta llegar al conoci­do Azud del Mesto (pequeña presa en el curso del río). El paisaje está dominado por las encinas, los enebros y la cosco­ja con una gran variedad de vegetación mediterránea arbustiva acompañante y presidida por la jara blanca (Cistus albi­dus).

Cuenca del Guadalix; Cuando nace en La Morcuera, el río Guadalix se llama Miraflores. Treinta y tres kilometros más abajo desembocará en el Jarama, en un extremo del término municipal de El Molar, cerca del circuito de carreras automovilísticas del Jarama. Es río de un solo embalse con su presa, la de Pedrezuela, que comparte territorio con Guadalix de la Sierra y El Vellón. Le dieron nombre los musulmanes andaluces: el río de los Alisos. Cruza parajes del porte del Parque Regional del Manzanares y la sierra de La Cabrera, de cuyas entrañas recibe al Albalá. Por los riscos de esta sierra, antesala del macizo Central, el río Guadalix encuentra alguno de los Iugares de más fuerte personalidad. Un rosario de localidades se acomodan en esta cuenca: Bustarviejo, Valdemanco, Navalafuente, Guadalix de la Sierra, Pedrezuela, San Agustín de Guadalix y El Molar, la última por la que discurre antes de rendir viaje. Son poblaciones a medias ganaderas, a medias dedicadas al oficio de la cantería. Y lugar de veraneo, de muy fuerte tradición en Bustarviejo, y más reciente en Guadalix de la Sierra, entrañable escenario de Bienvenido Mr. Marshall. Es río cómodo, sin sobresaltos, hasta que llega a Pedrezuela, donde forma un hermoso cañón hasta San Agustin de Guadalix. Antes ha salvado el azud del Mesto, bella presa antañona que ha perdido ya su función.

San Agustín de Guadalix; Desde la N-I, San Agustín de Guadalix saluda desde la alta torre de la iglesia, en lo más alto del cerro sobre el que nació. Y desde el que se extiende, urbanización tras urbanización, alguna de las cuales, como la de Valdelaguna, muestran muy buenos ejemplos de arquitectura residencial contemporánea. Algunas casas tradicionales salpican el núcleo en pleno proceso de renovación urbana. La iglesia parroquial de San Agustín es del siglo XVI, muy transformada, fabricada en mampostería y con sillares en los ángulos. Interesante portada renacentista estructurada mediante un arco de medio punto con pilastras sobre las que se dispone una cornisa apoyada en dos columnas corintias. La torre es de cuatro cuerpos. Las molduras de los dos superiores se decoran con perlas isabelinas. Desaparecieron el edificio de la Tercia y la casa de postas, pero el renovado edificio del ayuntamiento conserva del antiguo las fachadas que dan a la plaza. Si apenas quedan rastros del pueblo que fue San Agustín, otra cosa muy distinta es el extraordinario entorno natural que lo rodea. Buena muestra es la extraordinaria Dehesa de Moncalvillo, legada a sus vecinos, junto con los de Pedrezuela, a mediados del siglo XV por la casa de Mendoza. No gratis, pues debían pagar los vecinos una contribución anual de 10.000 maravedíes y cumplir la condición de que la dehesa nunca fuera vendida y sólo se usara para apacentar ganado. Se perdió el trozo de Pedrezuela, repartida entre los vecinos, pero en San Agustín de Guadalix se conservan intactas estas 1.350 hectáreas de monte comunal que se extienden por el cerro de San Pedro cubiertas por encinas, enebros, cornicabras y quejigos. En este tan próximo paraíso pacen no menos de 800 cabezas de ganado, propiedad de una veintena de vecinos de San Agustín. Y no faltan los caballos, o las ovejas que ramonean a placer. El río Guadalix, por su parte, colabora no poco en poner en valor los atractivos naturales del término. Por el cauce encañonado del río entre pozas naturales y una importante vegetación de ribera, se observan alguna de las más interesantes construcciones del Canal de Isabel II: los cien metros del acueducto de la Retuerta o el puente sifón del Guadalix, acueducto de la Sima, con sus cinco arcos escarzanos rebajados de seis metros de luz, una de las obras más relevantes del canal bajo. Sin olvidar almenaras como las de Retuerta y Valcaliente, de bóvedas de cañón que se cruzan y muros de sillería caliza.

►►  Si necesitas equipación, ropa, material, gracias a la colaboración entre el club Ponte En MARCHA y la marca CIMALP , dispones de un descuento del 10% adicional usando el código descuento, visita la página;   Ropa, Complementos y Accesorios de montaña - Colaboración PonteEnMARCHA con CIMALP

Recomendamos estar federado en montañaObtén tú licencia de montaña 2024 .

RECOMENDACIONES Y CONSEJOS

Equipo recomendado

A tener en cuenta en la Montaña

Necesitamos una buena Hidratación

Preguntas y respuestas Frecuentes

Ruta de senderismo circular en la Comunidad de Madrid;

Nivel: Medio -

Distancia 16 kms; Desnivel: 400 metros

 

Incluye

  • Seguro R.C.

No incluye

  • Transporte (se realizará por cuenta propia).
  • Comida (por cuenta de cada participante).
(*) Precio para nuevos socios o si no has viajado con nosotros en los últimos 12 meses.

Información:

  • Ref. 240302
  • sáb. 2 mar.
  • 13,00
  • 17,00 (nuevos socios)
► Actividad usando transporte propio.
► Lugar de encuentro San Agustín del Guadalix.
► Hora: 10:00 h.
¡Reserva ahora!